';

SIPOL alerta de la falta de seguridad en retenes de la Policía Local

El SIPOL reclama la reparación de cámaras de seguridad averiadas y critica la presencia de agentes sin armas en los accesos de las oficinas

El secretario general del sindicato SIPOL en la Comunidad Valenciana, Salvador Gimeno, reclamó ayer el incremento de la seguridad de los retenes de la Policía Local en Valencia, así como la puesta a disposición de los agentes de más recursos. El atentado sufrido en Cornellà de Llobregat (Barcelona) esta semana en una comisaría de los Mossos d’Esquadra, llevó al dirigente sindical a dar la voz de alerta acerca de una serie de deficiencias en las instalaciones del cap i casal que dependen del Consistorio.

Gimeno dijo que «no se trata de dar una lista detallada de todas las deficiencias por una cuestión obvia de seguridad, aunque es evidente que urgen medidas de autoprotección en las instalaciones y de autoprotección de los agentes». En la comisaría catalana, un individuo atacó a la agente que se encontraba en la entrada con un cuchillo de grandes dimensiones, por lo que fue abatido de tres disparos.

«Una vez conocido esto y también la circular del Ministerio de Interior por parte de la Secretaría de Estado de Seguridad de 20 de agosto sobre la activación de las recomendaciones de autoprotección, por parte del SIPOL-CV tenemos que reiterar estas peticiones», dijo.


“Los trabajadores exigen que haya dos agentes por turno en la atención al público en los edificios”


 

Entre ellas citó que se dé prioridad máxima a la solución de todas las averías de las cámaras de seguridad de todas las Unidades de Distrito y de la Central de Policía Local. Gimeno no detalla si existen muchos casos averiados, para subrayar que «es urgente una revisión».

También pidió que a corto plazo se resuelvan «todas las deficiencias de seguridad que sufren las Unidades de Distrito y la Central de Policía Local». La red de retenes del Cuerpo es relativamente nueva, con edificios de nueva planta en el Carmen, Benicalap o Benimaclet, por citar tres ejemplos conocidos. Aún así, Gimeno señaló que «existen carencias que no deberían persistir».

En cuanto a la gestión del personal, Salvador Gimeno propuso que «se retire de forma inmediata la orden donde se indica que haya solamente un policía en las dependencias policiales», por lo que demandó siempre dos agentes de servicio en este puesto.

«Planteamos también que se emita una orden de obligado cumplimiento para que en todas las Unidades de Distrito y en la Central de Policía Local exista un mínimo de dos Agentes en los tres turnos y fin de semana», consideró, para argumentar que «no podemos garantizar la seguridad de los ciudadanos si no podemos garantizar la nuestra».

En alusión al gobierno municipal, dijo que «es responsabilidad de la concejalía de Protección Ciudadana que la seguridad de nuestras instalaciones policiales funcione correctamente y que se ponga fin a la situación de abandono que actualmente existe».

Comentó también que para garantizar esto, los agentes de segunda actividad que se dediquen a la custodia y atención al público en estos retenes «deben ir armados siempre, no como ocurre ahora de manera voluntaria en estos casos. Esperamos que el sentido común se aplique en lo referente a la seguridad de nuestras instalaciones y a la de los policías que desempeñan sus funciones en ellas». Gimeno dijo por último que la parte de los retenes donde se atiende al público «debe contar con la máxima protección con cristales blindados y otras medidas de autoprotección».

4,455 vistas totales, 3 vistas hoy

Etiquetas:

Share This